Aumentan casos por covid-19 en los niños

Educación

Aliria M. Ruíz Blanco.

A pesar de que muchas personas señalan que el virus afecta de manera leve a los niños, los médicos de la ciudad de Nueva York consideran que alrededor de un 80% de los podrían estar infectados. 

En relación a esto, la doctora María Isabel Rosas infectologa y pediatra señala que los niños son vulnerables y corren el mismo riesgo de ser contagiado que los adultos. 

El covid -19 ha afectado de distintas formas a toda la población sobre todo a la latina, pero en este caso, vale la pena enfocar el impacto del virus sobre la población infantil, y con ellos cuestionar los comentarios de algunas personas que han manifestado que los niños no se pueden contagiar del virus, cuando corren el mismo riesgo de contagio, aunque se han visto casos con ausencia de síntomas. 

Sin embargo, no dejan de ser vías de transmisión potente hacia los adultos, los cuales pueden manifestar síntomas más agresivos.                                             

Según la CDC, entre los síntomas más comunes están la fiebre, el dolor de cabeza, dolor de garganta,tos, fatiga, náuseas, vómitos y diarrea. 

Otro informe de la Academia Americana de Pediatría, señala que más del 97.000 niños resultaron positivos al virus del covid-19 durante las últimas dos semanas de julio, evidenciándose un aumento de más del 40% de los casos en menores de edad. 

A este panorama se le suma la existencia del Síndrome Inflamatorio Multisistemico en niños y adolescentes, el cual es raro, pero muy grave en algunos niños, se descubrió a semanas del inicio de la pandemia. 

El informe de la Academia Americana de Pediatría destaca que el covid-19 ha afectado considerablemente a los hispanos y negros, debido a varios factores como la vivienda, bajos recurso económicos, circunstancias laborales, seguro médico, entre otras. El regreso a clases no ha dejado de ser una preocupación para muchos países. 

El Secretario General de las Naciones Unidas Antonio Guterres, hace una semana, expresó que podría ver un déficit de aprendizaje que afectaría a más de una generación de estudiantes, agravando las desigualdades educativas. 

Igualmente la UNESCO, señala que las familias económicamente estables tienen mejores niveles de educación y recursos que ayudan a enriquecer el aprendizaje, incluso de niños que no pueden asistir a los centros educativos. 

Pero no se puede dejar de analizar la experiencia internacional donde se han reabierto algunos centros educativos y se ha experimentado cierto incremento en los contagios, por lo que sería importante que las autoridades escolares de la ciudad de Nueva York, reconozcan la información por parte de la Asociación Americana de Pediatría o pongan especial atención sobre las estadísticas de contagios en niños y defunciones, para luego tomar la decisión más adecuada en cuanto a la reapertura de las escuelas de la ciudad.               

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *