Fiscal General James presenta demanda para disolver la NRA

Uncategorized

Expone años de estilo de vida lujoso con fondos de la Asociación

La procuradora general de Nueva York, Letitia James, presentó hoy una demanda que busca disolver la Asociación Nacional del Rifle (NRA), la organización pro-armas más grande e influyente del país, respaldada por buena parte del partido republicano. A la organización se le acusa de conducta ilegal debido a la desviación de millones de dólares de la misión caritativa de la organización para uso personal por parte de los altos directivos, otorgando contratos para la ganancia financiera de asociados cercanos y familiares. Y aparentando repartir beneficios lucrativos pagando a ex empleados para comprar su silencio y lealtad continua. 

La demanda acusa específicamente a la NRA en su conjunto, así como al vicepresidente ejecutivo Wayne LaPierre, el ex tesorero y director financiero (CFO) Wilson «Woody» Phillips, el ex director de personal y director ejecutivo de operaciones generales Joshua Powell, y El secretario corporativo y consejero general John Frazer por mala administración de fondos de la NRA y no seguir numerosas leyes estatales y federales, lo que contribuyó a la pérdida de más de $ 64 millones en solo tres años para la NRA. James expone docenas de ejemplos en los que los cuatro acusados no cumplieron con su deber fiduciario y utilizaron millones de los fondos de la asociación para disfrute personal. 

En sus casi tres décadas como vicepresidente ejecutivo, Wayne LaPierre dirigió las operaciones diarias de la NRA y explotó la organización para su beneficio económico y el de su familia, y el beneficio de un círculo cercano de personal de la NRA, miembros de la junta, y vendedores. LaPierre gastó cientos de miles de dólares de los activos caritativos de la NRA en viajes en avión privado para él y su familia. Visitó las Bahamas al menos ocho veces en tres años, obtuvo el uso de un yate de 107 pies propiedad de un proveedor de la NRA. Viajó a África con su esposa para realizar safaris con todos los gastos pagados. Se aseguró un contrato posterior al empleo con la NRA, sin la aprobación de la junta, valorado actualmente en más de $ 17 millones, entre otras cosas.

Woody Phillips, mintió en los formularios de divulgación financiera y estableció un acuerdo por valor de más de $ 1 millón que benefició a su Novia. Justo antes de su jubilación en 2018, Phillips obtuvo un contrato para sí mismo por valor de $ 1.8 millones, supuestamente por servicios de consultoría mensuales para el tesorero entrante, a pesar de que el tesorero actual no sabía nada sobre este contrato. Supervisó las prácticas financieras que permitieron que millones de dólares en entretenimiento y gastos de viaje incurridos por los ejecutivos de la NRA fueran facturados de manera fraudulenta a la NRA.

Joshua Powell, el jefe de personal de LaPierre, fue despedido después de solo 3,5 años por, entre otras cosas, malversación de fondos de la NRA durante su mandato. Powell, quien es conocido como un leal a LaPierre, recibió aumentos salariales repentinos y sustanciales. Con poco más de dos años en el puesto, el salario de Powell se triplicó con creces de los $ 250,000 originales a $ 800,000, a pesar de las numerosas quejas de comportamiento abusivo y evidencia de conducta ilegal y gasto inapropiado. Durante todo 2018, la esposa de Powell fue contratada como consultora por McKenna & Associates, y su tarifa de consultoría mensual completa de $ 30,000 se pasó a través de la NRA. 

John Frazer fue elegido por LaPierre para desempeñarse como consejero general y también como secretario corporativo de la NRA. Entre 2014 y 2018, Frazer no cumplió repetidamente con los procedimientos de gobierno de la junta; no se aseguró de que los funcionarios y directores de la NRA se ocuparan de las transacciones financieras de conformidad con la ley; no hizo cumplir la política de conflicto de intereses de la NRA; y no se aseguró de que la NRA cumpliera con las leyes y políticas que rigen a los denunciantes. Además, Frazer certificó repetidamente declaraciones anuales falsas o engañosas.

A Ackerman McQueen una firma de publicidad, se le pagó más de $ 70 millones en solo 2017 y 2018 por servicios de «relaciones públicas y publicidad» y por «gastos de bolsillo» que realmente se destinaron a entretenimiento y viajes incurridos por ejecutivos y asociados de la NRA sin el escrutinio desde dentro de la organización, incluidos millones para aviones privados, hoteles de lujo, membresías a clubes privados, eventos especiales, comidas elegantes e incluso servicios personales de peluquería y maquillaje para la esposa de LaPierre.

«La influencia de la NRA ha sido tan poderosa que la organización no se controló durante décadas mientras los altos ejecutivos canalizaban millones hacia sus propios bolsillos», dijo la Fiscal General James. Se estima que invirtieron al menos $ 30 Millones en la campaña para la elección de Trump en el 2016 quien por su parte calificó la demanda de Nueva York contra la Asociación Nacional del Rifle como «algo muy terrible» y sugirió que la organización se mudara a Texas. En su opinión el grupo esta siendo asediado y debería mudarse a Texas «y llevar una vida muy buena y hermosa», y dijo que ese estado es «un lugar apropiado» para la NRA. «Les he dicho eso durante mucho tiempo», agregó Trump. «Texas sería un gran lugar u otro estado de su elección, pero yo diría que Texas sería un gran lugar y un lugar apropiado para la NRA».

Además de cerrar las puertas de la NRA, la Fiscal General James busca recuperar millones en activos perdidos y evitar que los cuatro acusados vuelvan a formar parte de la junta directiva de cualquier organización benéfica sin fines de lucro en el estado de Nueva York. La NRA violó varias leyes, incluidas las leyes que rigen su estatus caritativo, informes falsos sobre presentaciones anuales ante el IRS y la Procuraduría General. «La NRA está plagada de fraudes y abusos, por lo que hoy buscamos disolver la NRA, porque ninguna organización está por encima de la ley».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *