Vendida mansión de Nueva York perteneciente a Jeffrey Epstein

Carta abierta

La mansión del millonario Jeffrey Epstein ubicada en Manhattan fue vendida a un comprador no identificado, por unos 51 millones de dólares que se destinarán a un fondo de restitución para las víctimas de abusos sexuales del financiero caído en desgracia.

Un abogado de la propiedad de Epstein dijo que la mansión de siete pisos en la calle 71 Este se vendió a principios de esta semana, aunque por un precio considerablemente menor que el precio inicial de 88 millones de dólares.

La venta se llevó a cabo después de que un juez de las Islas Vírgenes de EE.UU. rechazara un intento del fiscal general del territorio de congelar la venta de cualquier otro activo de su patrimonio, que ahora está valorado en unos 240 millones de dólares.

El patrimonio, que llegó a estar valorado en casi 600 millones de dólares, ha estado pagando los gastos, incluidos los impuestos y las contribuciones al fondo de restitución, que ha distribuido unos 55 millones de dólares a docenas de acusadores de Epstein.

La fiscal general, Denise George, solicitó la congelación de los activos después de que el patrimonio dijera que una crisis de liquidez le impedía aportar nuevo dinero al fondo de restitución.

El juez que supervisa la administración del patrimonio de Epstein dictaminó que George no tenía capacidad legal para solicitar la congelación de activos.

Todavía no se ha registrado la escritura de la venta, pero Daniel Weiner, uno de los abogados del patrimonio, dijo en un correo electrónico que los fondos de la venta se estaban transfiriendo al programa de compensación para que pudiera «reanudar la emisión de nuevas determinaciones de reclamaciones.»

Se avecinan otras transacciones importantes, como la venta de las casas de Epstein en Palm Beach (Florida), París y Nuevo México, y las dos islas privadas que poseía en las Islas Vírgenes.

La venta de las islas, sin embargo, no se producirá a corto plazo; la oficina de George ha colocado un gravamen sobre ellas como parte de la demanda civil por chantaje que presentó el año pasado contra el patrimonio de Epstein.

Epstein se suicidó mientras estaba bajo custodia federal en agosto de 2019, un mes después de su detención por cargos de tráfico sexual.

Hasta la fecha, unas 150 mujeres -la mayoría de las cuales afirman que fueron abusadas sexualmente por Epstein cuando eran adolescentes- se han registrado en el fondo de restitución para presentar reclamaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *