Nueva York también celebra los 80 años del rey Pelé

Deportes

El mundo del fútbol celebra este 23 de octubre el cumpleaños del eterno rey del fútbol, el brasileño Pelé, quien llega este día a los 80 años de edad intacto como leyenda viva del deporte.

Édson Arantes Do Nascimento, o simplemente Pelé, ha dejado un legado imborrable y más en los Estados Unidos, país en el que culminó su brillante carrera como futbolista vistiendo la camiseta del New York Cosmos y enfrentando a Santos, el equipo de sus amores.

Llegó al fútbol estadounidense en 1975, luego de sus glorias con la selección de Brasil y el Cosmos logró lo que parecía imposible: separar a Pelé de su amado Santos, algo que ni los más grandes clubes del mundo pudieron hacer.

NY Cosmos presentó a su nueva gran figura y durante su paso por la Unión Americana, Pelé recibió una suma de poco más de 4 millones y medio de dólares, además de ser uno de los parteaguas para la conformación del fútbol profesional en los Estados Unidos, con la naciente North American Soccer League.

El brasileño fue la punta de lanza, para que el cuadro de la Gran Manzana conformara su propio equipo galáctico, pues la llegada del tricampeón mundial fue solo el inicio de un Cosmos que marcó época, con jugadores como Franz Beckanbauer, Carlos Alberto o Chinaglia.

Su histórico adiós

La leyenda brasileña decidió colgar los botines en 1977, luego de haber disputado tres temporadas en el fútbol estadounidense y tras haber conseguido el campeonato con Cosmos y lo hizo con una auténtica fiesta celebrada en el Giant Stadium de la ciudad de Nueva York, que se rindió ante los píes de O’Rei.

El 1 de octubre de 1977, 75,000 personas abarrotaron el estadio de los Gigantes para presenciar el último encuentro de Pelé, en el que los únicos dos equipos de su carrera se enfrentaron y el brasileño disputó un tiempo con cada uno y marcó el gol que cerró su histórica carrera.

Como destaca el diario deportivo As, el histórico fichaje de Pelé con Cosmos se pudo ver frustrado por una ley brasileña, pues Jano Cuadros, presidente del país sudamericano, decretó en 1961, una ley que nombraba a Pelé como “Tesoro Nacional”, algo que impediría su salida a cualquier equipo del extranjero y que finalmente no fue impedimento para que el astro terminara su carrera en la Unión Americana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.