Corte Suprema frenó decreto de Nueva York sobre actos religiosos

Video Opinión

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, minimizó el fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos que prohibió al estado imponer restricciones en los lugares de culto debido a la pandemia, basándose en la defensa de la libertad de culto establecida en la Constitución.

Las demandas de la diócesis católica romana de Brooklyn y dos sinagogas del distrito buscaban poner fin a restricciones impuestas por el gobernador demócrata en octubre que limitaban la capacidad en templos a 10 asistentes en zonas rojas, con una fuerte tasa de test de coronavirus positivos, y a 25 asistentes en zonas de mediana gravedad.

Pero los casos de coronavirus disminuyeron en Brooklyn, que pasó de ser una zona roja a una amarilla, con una capacidad de 50% permitida en templos religiosos, por lo cual el fallo “es irrelevante y no tiene un impacto práctico”, dijo Cuomo a periodistas en una teleconferencia. Según el gobierno estatal el fallo se limita a Brooklyn, aunque otros creen que puede servir de precedente para templos en otras regiones del estado.

El veredicto de la Suprema Corte indicó que los oficios religiosos no deben tratarse de manera diferente que las concentraciones de gente por razones no religiosas, y consideró que las restricciones se oponían al libre ejercicio de la religión, protegido por la primera enmienda de la Constitución, informó la agencia AFP.