Astronomía y astrología

Astrologia

Aunque los términos son parecidos y durante largo tiempo iban de la mano, la verdad es que la astronomía y la astrología son bastante diferentes entre ellas. Podría decirse que lo único que tienen en común es el hecho de que se basan en el estudiar el cielo, y de ahí justamente es que nacen. Es necesario hacer esta aclaratoria porque, aunque no parezca, existen muchas personas que pueden pensar que se trata de sinónimos. 

La astronomía es una ciencia que se ocupa del estudio de los cuerpos celestes, su dinámica, interacción, composición y evolución, así como también de todos los fenómenos que tienen lugar fuera de la atmósfera terrestre; mientras que la astrología es una pseudociencia que se ocupa de la influencia que ejercen los astros sobre la personalidad, comportamiento y estilo de vida del hombre. 

Por otro lado, sus bases teóricas también se diferencian mucho; la astronomía se apoya en la física, química y matemática, y las astrología se apoya en la misma astronomía muchas veces, y en la psicología. 

Otra diferencia bastante importante es el alcance de observación de cada una, pues la astronomía, al ocuparse de cada fenómeno del espacio, como mencioné anteriormente, no tiene límites y siempre trata de ir cada vez más lejos para intentar conocer, y si es posible, por fin descubrir el verdadero origen del universo. La astrología, en cambio, se limita a arrojar sus resultados únicamente con la observación del cielo desde el punto de vista terrestre, tomando en cuenta incluso algunos fenómenos que son producto de ilusiones ópticas, como es el caso de la retrogradación de los planetas.