Cuidemos nuestra piel

Bienestar

La piel es el mayor órgano de nuestro cuerpo. Mide alrededor de 1,8 y 1,6 metros cuadrados en el hombre y la mujer promedios,  respectivamente. Cuenta con células receptoras que responden al dolor, al tacto y a la temperatura. Constituye la principal defensa del organismo contra el calor, el frio y los traumatismos, así como, con las toxinas, las sustancias químicas y los contaminantes. 

Sin embargo, la piel tiene un enemigo potencial: el sol. La mayoría de la gente desconoce el daño que puede causar el sol en la piel. Sus efectos son acumulativos y pueden conducir a un cáncer subcutáneo. De hecho, el Manual Merck dice que el cáncer de piel es el más frecuente de todos y entre muchos factores relevantes están la altitud, la latitud, la nubosidad y el estado de la capa de ozono, pero el principal culpable  posiblemente  sea la exposición excesiva al sol.

Por esta razón, debemos cultivar hábitos saludables frente al sol y se deben aprender desde la infancia. Aquí te mostramos unas sugerencias para contrarrestar los efectos dañinos de los rayos solares:

  • Evitar la exposición del sol en horas centrales del día ( entre las 12 pm  y las 4 pm)
  • Beber dos litros de agua por día.
  • Utilizar protectores solares de amplio espectro.
  • Al salir llevar lentes y sombreros.
  • Mantener una dieta equilibrada sobre todo consumir más frutas y verduras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *